Fitbit: Beneficios del ejercicio mañanero y cómo realmente hacer que suceda

Hacer ejercicio en la mañana es una gran manera de empezar el día. Pero, aunque hay algunas personas que abren totalmente sus ojos y se encuentran listos para empezar su mañana, para varios de nosotros, despertarse es una batalla constante postergada con el botón de la alarma. Y si no eres de las “personas mañaneras”, despertarse temprano para ejercitarse o hacer alguna sesión en casa puede parecer imposible.

 

¡Pero no tiene que ser así! Con algunos cambios pequeños, cualquiera puede hacer del ejercicio por las mañanas un hábito, aunque no seas mañanero.

¿Por qué hacer ejercicio en la mañana?

Hay varios beneficios de ejercitarte en la mañana, incluyendo que entre más temprano te ejercites, lo más seguro es que lo hagas. Mientras el día pasa, puede ser más fácil encontrar excusas para saltarte el ejercicio. “Puede ser posible que te encuentres fatigado al final del día o el día se puede volver largo porque pasan cosas y de repente ya no tienes tiempo de ejercitarte,” comenta el entrenador de celebridades y embajador de Fitbit, Harley Pasternak. “Y es una excusa para no hacerlo si lo dejas para el final del día.”

 

Pero si programas que hacer ejercicio sea lo primero que hagas en la mañana, esté terminado antes de que te encuentres con más obstáculos durante el día (como un día largo de trabajo), los cuales pueden detenerte a hacer ejercicio. “Si tienes un calendario muy ocupado, no hay excusa para saltarte el ejercicio si lo haces antes de que tu día empiece,” dice Pasternak.

 

Hacer ejercicio en la mañana te ayuda a tener más energía, incrementar tu concentración y mejorar tu humor, todos te ayudarán a tener un día más feliz, saludable y exitoso.

 

Consejos para despertarte y hacer ejercicio

Claramente, hay más beneficios al ejercitarte en la mañana. Pero si batallas para ponerte en marcha en la mañana, ¿Cómo puedes hacer el ejercitase en la mañana una costumbre?

Antes que nada, debes practicar un buen descanso. Ejercitarse con éxito en la mañana, empieza la noche anterior, “trabajar en tu calidad y cantidad de dormir te ayudara,” dice Pasternak.

Si quieres hacer del ejercicio matutino un hábito, necesitas empezar a practicar un buen descanso también. Pon a un lado tu teléfono, tableta, laptop y otros electrónicos al menos una hora antes de dormir (la luz azul emitida de las pantallas puede evitar la producción de melatonina, también conocida como la hormona de dormir). Cambia tu hora usual de dormir para que obtengas al menos ocho horas de sueño.  Mientras mejor calidad de sueño obtengas cada noche, lo más fácil será despertar cada mañana, amarrarte tus tenis y hacer tus ejercicios.

 

Planea con Tiempo. El mejor tiempo para planear tu ejercicio matutino no es cuando suene tu alarma en la mañana. Si quieres hacer del ejercicio una parte regular de tu rutina de la mañana, necesitas planear con tiempo. “Deberías de saber: ¿cuál es tu plan? ¿cuántos días de la semana vas a estar activo? añadió Pasternak. ¿Vas a hacer ejercicio de resistencia cada día? ¿si es así, cómo vas a separar las partes de tu cuerpo? ¿vas a caminar cada mañana y si sí, cuántos pasos y cómo voy a trabajar en eso?

Lifestyle photo of Fitbit Charge 3

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s